24/7/16

Una historia más



A partir de hoy he decidido culminar esta historia, se acabaron las frases tristes, los llantos y el intento de querer mantenerme ecuánime para darte gusto a ti. 
Finalmente, me di cuenta que ser mendigo de tu amor no tiene sentido, llegué a pensar que valías todas las penas que estaban por acontecer, pero no, no lo vales. 
Gracias por mostrar a tiempo, tu lado extremo, así, como realmente eres.
 ¿Sabes? me encanta verte feliz, pero te confieso,
que si tengo que elegir entre tu sonrisa o la mía, 
prefiero que me veas partir...

 ~Arely Huber